Visual presentation of this web site requires JavaScript. Avanzar al contenido principal
¿YA TIENE UNA CUENTA VSP.COM? Ingrese aquí:
¿Olvidó su usuario o contraseña?
English
 
Volver | Imprimir    

Degeneración macular

La degeneración macular relacionada con la edad (AMD) es la alteración de la mácula, la parte de la retina que controla cuán bien podemos ver los detalles en frente nuestro, lo opuesto a la visualización de cosas en nuestra periferia. AMD es la principal causa de ceguera legal en personas mayores de 65 años y 1.75 millones de adultos de los Estados Unidos sufren sus efectos.
 
Existen dos tipos de degeneración macular: húmeda y seca.
 
La degeneración macular seca es el tipo de AMD más común. Ocurre cuando los depósitos amarillos llamados drusas se acumulan dentro y alrededor de la mácula y comienzan a romperla. Con el paso del tiempo, las drusas comenzarán a afectar la visión central, ocasionando visión borrosa, manchada o distorsionada. Con el paso del tiempo, la degeneración macular seca también puede provocar la pérdida de la visión central.
 
La degeneración macular húmeda constituye solo alrededor del 10% de las personas que sufren de AMD, pero ataca la visión de manera más grave que la degeneración macular seca. Los vasos sanguíneos comienzan a crecer en la mácula donde no deberían. A medida que estos vasos crecen, comienzan a dañar rápidamente la mácula. La degeneración macular húmeda puede provocar la pérdida de la visión central en un período muy corto.
 
Generalmente, quienes sufren de AMD no lo perciben hasta que el daño ya ha ocurrido, pero un doctor de atención de la vista de VSP puede detectar signos precoces de AMD en un examen de la vista de rutina. Con los ojos dilatados, el doctor puede observar si hay drusas o un crecimiento inusual de los vasos sanguíneos.
 
Si su doctor de atención de la vista encuentra signos de degeneración macular húmeda, es posible que sugiera la cirugía con láser. Por lo general, este procedimiento no duele y es rápido. El doctor usará un láser para quitar el exceso de vasos sanguíneos y, generalmente, los pacientes pueden preservar la vista general, solo queda un punto pequeño y oscuro producto del láser.
 
Lamentablemente, no hay cura aprobada por la FDA para la degeneración macular seca actualmente. Comer de manera saludable, ejercitar de modo consistente y visitar su doctor de atención de la vista de VSP una vez por año son las mejores formas de combatir enfermedades oculares, incluyendo AMD. Como la AMD no daña la visión periférica, generalmente quienes la padecen pueden continuar con sus actividades normales con la ayuda de dispositivos ópticos para la visión débil u otros dispositivos.
 
Asegúrese de programar su cita anual para realizarse un examen de la vista, de este modo su doctor podrá examinar signos de enfermedades como AMD y podrá ayudar a evitar que sus ojos se dañen.
 
 
 
Fuente: Bausch.com